butch flor cbd marihuana sin thc

Marihuana sin thc

Marihuana “legal”, o, mejor dicho, CBD es una palabra que puede sonar a química, pero tiene poco que ver con ella.

La abreviatura significa cannabidiol, un producto natural de la planta de cannabis. Ayuda con muchos problemas de salud como el dolor o la diabetes, sin sufrir adicción ni efectos psicóticos comúnmente asociados al cannabis.

¿Qué es la marihuana?

Se trata quizá de una de las plantas más famosas del mundo moderno. Una familia de plantas originarias del continente asiático que hoy en día se cultiva se ha expandido a través de los seis continentes y los siete mares. Se trata de la familia Cannabaceae, o canabanáceas, de donde proviene la controversial Cannabis sativa, mejor conocida como marihuana.

Debido a su popularidad en el consumo clandestino, esta planta ha sido objeto de polémica a lo largo de los años, pero hoy en día se están considerando alternativas para su utilización de una manera responsable y con el aval de la comunidad científica.

marihuana

Entre estos compuestos, hablando exclusivamente de la Cannabis sativa y sus variedades, nos encontramos con unos metabolitos secundarios llamados cannabinoides, y es aquí en donde encontramos la esencia de consumo de esta planta. Sin embargo, además de tener el efecto recreativo por el que comúnmente se le conoce, también tiene un gran potencial terapéutico que podría revolucionar no sólo varios acercamientos farmacéuticos a diversas enfermedades neurológicas, sino que también ofrece una nueva perspectiva hacia aquellas plantas que por décadas han sido estigmatizadas durante la fallida guerra contra las drogas.

El THC

Aún en la actualidad, no hay mucho conocimiento general sobre los distintos tipos de cannabinoides y su potencial terapéutico, pues el tema sigue siendo sensible para muchas personas. Sabemos que el THC, abreviación para tetrahidrocannabinol, es el metabolito secundario responsable de los efectos psicoactivos de la planta. La concentración de THC es aquello que varía no sólo de individuo a individuo, sino entre las distintas variedades de la planta y es también lo que muchos productores desean potenciar mediante el entrecruzamiento y la selección artificial.

Sin embargo, el CBD, conocido también como cannabidiol, no posee ningún efecto psicoactivo y posee un gran potencial terapéutico debido a su efecto sedativo que es capaz de inhibir algunas señales de dolor o de disminuir la sobreexcitación del sistema nervioso. En este sentido, el cannabidiol ha sido usado como alternativa terapéutica para diversos problemas de origen neurológico como la esclerosis múltiple, la ansiedad, la epilepsia, entre otros. Muchos de estos estudios han arrojado resultados favorables y ha puesto sobre la mesa esta discusión que ahora es pública. ¿Tiene sentido declararle la guerra a una planta, sobre todo cuando podemos usarla a nuestro favor?

Efectos del CBD

El cannabis sin THC o CBD, como cualquier compuesto químico del que se espera una respuesta terapéutica, debe seguir una ruta metabólica en la que debe alcanzar una concentración específica para desencadenar una respuesta en el organismo, además de eso, en esta ruta debe usarse para finalmente ser expulsado del cuerpo después de cierto tiempo, a través de la orina. Es por esto que la duración de los efectos del CBD pueden varias ampliamente dependiendo de la cantidad, la biodisponibilidad, el método de consumo y la calidad del producto. Se sabe que, en por lo general, el efecto del compuesto activo en el organismo dura alrededor de 4 a 6 horas antes de ser desechado por el sistema excretor.

flor de cbd marsellus

Durante este tiempo, el CBD entra al organismo dependiendo de su forma de administración, porque no es lo mismo aplicarse una crema (que tarda entre 20 minutos a 2 horas para ser absorbida) que inhalar vapores (cuyos efectos son prácticamente inmediatos, pues los compuestos activos entran directamente al torrente sanguíneo a través de los alvéolos de los pulmones.

Cuando el CBD es administrado de forma oral (principalmente a través de aceites), también puede variar si el medicamento es ingerido o si es puesto debajo de la lengua (vía de administración sublingual), en cuyo caso sería absorbido con mayor rapidez y en mayor concentración, y sus efectos podrían ser notados después de quince minutos.

Las plantas son un reservorio natural de maravillas químicas, a lo largo de la historia hemos obtenido de la naturaleza todos aquellos compuestos con los que hoy fabricamos y producimos en masa los medicamentos, los ansiolíticos, los antidepresivos, analgésicos, antibióticos.

 

 

¿El CBD coloca?

A pesar de que muchos productos de CBD pueden llegar a contener trazas de THC (de hasta un 0.2%), no es una concentración suficiente para lograr algún efecto en el cuerpo ni para desencadenar una reacción metabólica que pueda interferir con el efecto del CBD. Por ejemplo, a pesar de que una taza de café tenga altas cantidades de cafeína, si tomamos una única gota seguramente no sentiremos ningún efecto, pues la concentración es tan pequeña que no genera una respuesta metabólica en el organismo.

Regularizar su consumo no sólo ayudará a mitigar el impacto de las drogas en la salud pública, sino que también nos ayudará a crear y promover alternativas farmacéuticas para dolencias importantes, tratamientos que nos permitan no sólo mitigar el dolor o aliviar el sufrimiento de la enfermedad, sino también en muchos casos revertirla. Sumado a esto, aquellas comunidades que hoy viven sumergidas en conflictos de bandas por la ilegalidad, podrían tomar ventaja de aquellos cultivos para desarrollar sus actividades productivas y económicas de una manera legal y sustentable con el medio ambiente.

¿Cómo ayuda al organismo?

La marihuana medicinal, con altas concentraciones de CBD y sin THC, es una alternativa real que ha sido constantemente avalada por la ciencia, y cuyos potenciales terapéuticos llaman cada vez más la atención de los investigadores y de la industria farmacéutica.

Ya sea porque sufrimos de artritis, de complicaciones diabéticas, de adicción a opioides u otras sustancias psicoactivas o psicotrópicas, o la epilepsia, o la depresión, o si queremos aliviar el dolor crónico, todo esto puede encontrar su tratamiento de una manera integral y natural, de la mano de la ciencia, la naturaleza y de los avances farmacéuticos y tecnológicos.

Sus efectos antiinflamatorios pueden servir para reemplazar muchos tipos de antiinflamatorios convencionales que pueden tener diversos efectos secundarios y que son contraindicados debido al sangrado intestinal. Su potencial analgésico podría reemplazar a diversos pain-killers que hoy en día están siendo usados como drogas recreativas (como los opioides, y que además han causado una crisis de salud pública en varios países. Su capacidad neuro protectora significaría un avance inmenso en materia de investigación y tratamiento para diversos males neurológicos como el mal de Alzheimer, Parkinson, epilepsia, entre otros. Su capacidad antitumoral puede servir para la prevención de cualquier tipo de neoplasias y como complemento de otros tipos de tratamiento, especialmente anticancerígenos. Su potencial ansiolítico y antipsicótico puede ser una alternativa a los agresivos medicamentos psiquiátricos que son controvertidos por sus efectos adversos y sus cambios en la personalidad de los pacientes. Como si lo anterior fuese poco, el CBD también está siendo estudiado por su efecto en la reducción del consumo de sustancias recreativas que van desde los psicotrópicos hasta el cotidiano consumo de alcohol.

Efectos adversos

Sus efectos adversos, en caso de que ocurran, no van más allá del cansancio y los dolores de cabeza, como cualquier medicamento en el mercado, y que son mínimos comparados con otras alternativas y con el consumo de marihuana con THC.

Tal es su potencial, que en este momento se están conduciendo numerosos estudios sobre el efecto del CBD y otros cannabinoides en la lucha contra el cáncer, contra la esclerosis múltiple e incluso algo tan cotidiano como el insomnio, la ansiedad y el dolor.

Lejos de criminalizar y prohibir, hay que escuchar a la ciencia y aprender a reconocer las oportunidades que nos ofrece la naturaleza. Es posible consumir marihuana sin “colocarnos”, es posible usar esta planta y sus componentes de manera medicinal sin necesidad de hablar de drogas o de sustancias psicoactivas.

Los efectos secundarios más comentados del CBD incluyen somnolencia, problemas gastrointestinales, boca seca, reducción del apetito, náuseas e interacción con otros medicamentos.

Somnolencia

Algunos efectos secundarios comunes al usar CBD incluyen somnolencia y sedación. Esto también se considera un beneficio, pero los efectos pueden ser demasiado fuertes si también estás tomando CBD con otros medicamentos sedantes.

Problemas gastrointestinales

Algunas personas pueden tener diarrea o problemas hepáticos [cuando usan CBD]. Esto depende del individuo y de su historial médico, por lo que el control es importante.

Boca seca

El CBD puede hacer que la boca y los ojos se sientan muy secos. Aunque es más probable que este efecto secundario ocurra con el THC, también puede ocurrir con el CBD.

 

¿Cuánto tarda en hacer efecto?

 

Dado que cada organismo es único, el efecto se produce en diferentes períodos. Sin embargo, el método de aplicación determina decisivamente el tiempo de absorción. Cuando se aplica externamente a través de la piel (por ejemplo, a través de cremas), pueden pasar entre 20 minutos y 2 horas hasta que la sustancia sea completamente absorbida por la sangre.

Por otro lado, al vaporizar, los primeros efectos a menudo se notan de inmediato, ya que la marihuana ingresa directamente al torrente sanguíneo a través de los alvéolos pulmonares.

El efecto de un aceite de CBD comienza después de unos 15 minutos cuando lo coloca debajo de la lengua. La absorción a través de la mucosa oral es responsable del efecto rápido.

¿Durante cuánto tiempo actúa el CBD?

 

Y aquí de nuevo: muchos factores individuales determinan la duración del efecto. Dependiendo de: la cantidad, la biodisponibilidad y forma de uso tanto del cannabidiol como de los factores individuales. El principio activo permanece en el organismo durante varias horas. En promedio, el efecto dura de 4 a 6 horas.

Sin embargo, si la sustancia entra en la circulación rápidamente (por ejemplo, mediante vaporización o como aceite), también dura menos. Si se absorbe más lentamente (por ejemplo, a través de la piel), el efecto dura más.

 

¿Es legal el CBD?

En España, a pesar de que las reglas pueden ser ambiguas de acuerdo con su interpretación, el CBD puede adquirirse en lugares previamente autorizados para su comercialización. La relación y cuantificación del CBD y el THC está sujeto a variaciones en los países, aunque en la comunidad europea se han establecido normas comunes que permiten un enfoque integral hacia la importación y compra de CBD, pues no se trata de una sustancia que pueda ser considerada como una droga.

En la Unión Europea la situación es diferente: Si bien la mayoría de los países europeos lo han legalizado de alguna manera, la advertencia para muchos es que debe extraerse del cáñamo industrial, por lo que contiene menos del 0,2% de THC, el compuesto intoxicante que también se encuentra en el cannabis. Por otro lado, países como Francia y Noruega solo permiten el aislado de CBD (la forma pura de CBD) sin THC.

Aunque hay países europeos que han prohibido importar, comprar o poseer CBD, la gran mayoría ha legalizado los productos de CBD que cumplen con la Ley de Nuevos Alimentos o que pueden obtenerse de un médico autorizado. De estos países, Alemania y el Reino Unido lideran el mercado europeo de CBD, seguidos de Suiza, Austria, España y Grecia.

Una postura progresiva sobre la legalización del cannabis, combinada con la creciente demanda de los consumidores, ha llevado a varios países a mostrar un crecimiento notable, como Polonia, Bulgaria, Países Bajos y Luxemburgo.

 

¿Dónde conseguir CBD?

La marihuana sin THC puede conseguirse a través de www.esenzya.es, en donde se ofrece una gran variedad de canales de venta y productos relacionados con el consumo de marihuana para usos terapéuticos, con ideales concentraciones de CBD y sin los efectos alucinógenos del THC. Además, se ofrecen suscripciones mensuales para agilizar los procesos de compra y asegurar una disponibilidad permanente del producto a domicilio.

En https://esenzya.es/ disponemos de varios canales de venta de productos relacionados con el cannabis sin THC, incluso ofrecemos suscripciones mensuales que te permitirán recibir marihuana a domicilio, y así no tendrás que moverte de tu casa para usar tus productos favoritos.

Actualmente contamos con flores de CBD y aceites, con concentraciones de entre 5-10%.

1 comentario en “Marihuana sin thc”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Carrito de compra
X

¿eres mayor de 18 años?